Las políticas públicas desempeñan un papel esencial en el impulso del envejecimiento activo. El envejecimiento activo tiene como finalidad mejorar la calidad de vida a medida que las personas envejecen; sin embargo, alcanzar este propósito solo es posible si el contexto sociocultural y político proporciona los medios precisos. Envejecer de un modo activo no es una condición que la persona pueda elegir o no. La propuesta de la OMS va más allá, ya que en su desarrollo intervienen factores de naturaleza muy compleja. Uno de los componentes más señalados es el papel de las políticas públicas en su fomento.

Políticas públicas: la Estrategia Europa 2020

La Unión Europea impulsó en el año 2010 la estrategia Europa 2020 como respuesta a la crisis económica. La medida pretendía lograr un crecimiento sostenible e integrador, que asegurara apoyo a quienes más lo necesitan. La Comisión Europea instó a los estados miembros a ajustar sus políticas sociales con el fin de que el uso de los recursos fuera lo más eficaz posible. La Estrategia de Atención a las Personas Mayores de la Comunidad de Madrid 2017-2021 se adhiere ahora a ese compromiso.

El documento, publicado en el mes de marzo, lo realizó la Consejería de Políticas Sociales y Familia. En él se muestran las características sociodemográficas y las condiciones de vida de las personas mayores; se analiza la atención a la dependencia en la Comunidad de Madrid; además, se presentan los objetivos de cada una de sus áreas de actuación. Se trata de las cinco grandes líneas estratégicas que se detallan a continuación.

  1. Promoción de medidas que impulsen el envejecimiento activo y la prevención de la dependencia.
  2. Promoción de medidas para la atención de las personas mayores con autonomía y en dificultad social.
  3.  Desarrollo del Catálogo de Servicios y Prestaciones para personas en situación de dependencia
  4. Mejora de la coordinación sociosanitaria
  5. Desarrollo de una organización integrada e innovadora en la prestación de los servicios públicos.

La estrategia se evaluará cada semestre y se emitirán los resultados en sucesivos informes. Es de confiar en que la medida ofrezca frutos lo antes posible y en que las políticas públicas, como no puede ser de otro modoaumenten el bienestar y la calidad de vida de los mayores. Quedamos por tanto a la espera de conocer los beneficios de la estrategia en los próximos años.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.