La nueva imagen de la vejez la señalamos aquí con frecuencia; en esta ocasión, la personifica Alicia Borrás. Alicia es una antigua modelo que ha retomado la actividad profesional a los 70 años. Los medios de comunicación se hicieron eco recientemente de la noticia. Una firma de ropa española, de estilo colorista y desenfadado, la ha elegido para su última campaña publicitaria. La marca ha apostado por un perfil de mujer mayor, alejado de los cánones al uso en este tipo de productos. Fomenta así una nueva imagen social de la vejez.

La fotografía que acompaña la entrada es una imagen promocional donde la protagonista posa rodeada de modelos jóvenes. La firma presentó su nueva colección de ropa con una franca reivindicación de las canas y arrugas. La iniciativa es muy de agradecer, dado su carácter inclusivo con las personas mayores. Es un hecho especialmente relevante en una sociedad que, casi exclusivamente, equipara la belleza con la juventud y la lozanía.

La nueva imagen de la vejez rompe tradiciones

Alicia Borrás desfiló desde muy joven para modistos de alta costura. En 1965 logro el título de Miss España y obtuvo la tercera posición en el certamen de Miss Universo. A los 27 años decidió sustituir las pasarelas por la vida familiar. Hace dos años recibió con asombro una llamada solicitando su vuelta al mundo de la moda. Desde entonces participa en algunos trabajos que considera interesantes.

La vejez es probablemente la etapa vital a la que se asocian más falsos mitos y estereotipos. Por fortuna, el intenso cambio social ha permitido que este negativo enfoque pierda parte de su solidez. Pero, una vez más, debemos recordar la trascendencia de tan perjudicial visión. Su interiorización por parte de los propios mayores provoca nefastas consecuencias. Es una circunstancia que dificulta un proceso de envejecimiento activo y saludable e impide impulsar la nueva imagen de la vejez.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.